Novela Blog, Blog Novela, novelablog, blognovela

17 Marzo 2008

Capítulo 41 – Realidades laborales (…abro una puerta negra, retumban mis oídos…)

Categoría: Capítulo 41, Diario, Novela Blog — Nes Oliver @ 0:36



Leí hoy en El Periódico una entrevista a Corinne Maier, una economista francesa que no hace mucho publió un best-seller titulado Buenos días, pereza. La autora formula una crítica desde el interior a la institución empresarial e invita a trabajar cuanto menos mejor. Una especie de apología a la mediocridad, al descompromiso, a la ley del mínimo esfuerzo, a los beneficios rápidos. Critica los falsos ideales y la enorme masa de burocracia inútil que generan las empresas. Al final, la sociedad involucra que cuanto más arriba se llega menos se trabaja y menos idea se tiene del funcionamiento de la empresa que paga la nómina. Tanta burocracia inútil sólo sirve para justificar el sueldo de vagos y maleantes de muchas cúpulas directivas y el control terrorífico al empleado para que no llegue a cuestionarse la falta de necesidad de sus jefes.

¿Cuál es el objetivo a corto, medio y largo plazo de cualquiera? El mismo que el de los directivos: ganar pasta tocándose los cojones. Cuanto más alto se está en la cadena alimenticia de una multinacional menos jefes-depredadores-controladores tiene uno, y siempre se puede cerrar con llave la puerta del despacho privado para que nadie te moleste. Que ese es el punto de inflexión de ser jefe o no serlo: despacho privado. El currelas de a píe, si es de oficina, tiene que compartir su espacio vital con cincuenta compañeros y, como está en la primera planta, se siente controlado por todos, se siente vigilado por todos. El Gran Hermano está tras de ti, en las paredes podría haber cámaras, no respires más de lo habitual, no robes los bolis ni el tipex, nada de chácharas en la cola de la fotocopiadora, no hagas llamadas privadas a costa de la empresa, no te conectes a internet para entretenerte. Terrorismo subliminal. Hay que alabar a muchísimas secretarias y a muchos curritos de los puestos profundos, de ellos será el reino de los cielos porque han trabajado más que nadie en la tierra. Así sea. ¡Amén…!

¿Que no todas las empresas son iguales? Es evidente que no. Pero este sería el esquema básico de la mayoría de multinacionales. Por lo demás, ¿no encontráis parecidos entre mi manera de trabajar, la que os he ido exponiendo, y la que defiende tan suprema teorizadora? Demasiados parecidos. Quizás tenga que acabar escribiendo ese manual de autoayuda para comerciales que desde hace ya meses ronda por mi cabeza, El manual del comercial gandul.

Ya me he planteado definitivamente y decidido volver a trabajar para pillar pasta mientras empiezo a pelearme con editoriales para publicar. El tito Albert me ha conseguido una entrevista como Product Manager para una empresa que va a sacar al mercado barcelonés una guía telefónica. No me apetece volver a ese mundillo, no quiero, pero necesito dinero. Quedaré con el Rodri y le diré que me corte el pelo, que no creo que quede demasiado bien presentarme en la entrevista mañana con estas greñas. Ya me puedo olvidar de marchar con Alexandra, por el momento…

——————————————————————————————————————

Joder, hasta hemos grabado un vídeo con mi rapada, me cago en la puta. Lo fuimos dejando para el final, para el final y, a las cuatro de la mañana, en uno de los garitos del jefe de Angelito de cierre en horas tardías, el Rodri me ha cortado la coleta con unas tijeras medio melladas que encontramos por ahí en la barra. Elegimos para el ritual el lavabo de las tías. Metí a cabeza bajo el grifo, me empapé el pelo y el Rodrí lo cortó. Angelito hizo un muñeco y todo con el kilo de pelo que sobró. Los clientes enfarlopados pasaban por el baño donde me adecentaban para tirarse unas risas y luego al lavabo de los tíos para tirarse unas líneas.

Es bastante metafórico todo, me han cortado la coleta. Dejaré de ser yo una temporada, vil metal, para volver a la vida normal. Intentaré publicar la novela y seguiré escribiendo. ¿Lo conseguiré…? Me quedan dos horas para dormir, mierda…

——————————————————————————————————————

Contratado… Vuelvo a trabajar. Espero poder recuperarme económicamente, por lo menos un poco, y volveré a la carga en breve, os lo prometo. Si no hago esto no podré cumplir mis sueños.

Por cierto, la Directora Comercial, que es la que me ha entrevistado (Raquel creo que se llamaba), es una morena preciosísima. Espero que no se meta entre ojo y ojo…

Nadie ha dejado sus estupefacientes »

Aún no hay comentarios.

Suscripción RSS a los comentarios de la entrada. | TrackBack URI

Deje un comentario

Me encantaría saber qué opinas, pero no te flipes con insultos, spam, contenidos promocionales o ilegales, o me veré obligado a borrar tu comentario, darte un par de collejas, placa, placa y eructar en tu oído canciones de Camilo Sesto... Además, está explícitamente prohibido hablar mal de cualquier madre (incluso de la mía), mentir exclamando que la tienes más grande que yo, y/o utilizar este espacio para hacer "trapis", discernir sobre los errores ontológicos de la Biblia o la sífilis de Nietzsche y/o anunciar tus servicios sexuales. Y por supuesto, escribir en lenguaje de SMS, ¡que esto es un blog, no un Nokia, hostias!

XHTML (Utiliza algo de html si te sale de las narices):
<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <code> <em> <i> <strike> <strong> .